Fortificaçoes exteriores de Elvas

La fortificación de la ciudad de Elvas aprovecha las suaves colinas que dominan el corredor de invasión hacia Lisboa desde Badajoz. No obstante, en realidad su situación no es especialmente elevada, dándose el caso de que existen a su alrededor algunas cotas desde la cuales la artillería enemiga podría emplazarse para bombardear desde la altura la ciudad; es lo que se denominan “padrastros”

También es preciso tener en cuenta que existen depresiones en el terreno que, al quedar fuera del ángulo de tiro de la artillería del fuerte, permitirían al enemigo emplazar sus morteros para bombardear la plaza, o bien acuartelar en ellas tropas de cara a un asalto sin que los defensores se enterasen de ello por quedar fuera de su vista.

mapa portug.cdr
Fortificaciones exteriores de Elvas. Mapa CM. Elaboración propia

Por ello fue imprescindible construir defensas exteriores que evitaran la toma de estos enclaves (en altura o depresión) por los enemigos. Elvas contaba con varias de estas construcciones. Las más importantes son el “Forte de Santa Luzía”, situado al sur de la ciudad, y el “Forte de Graça o de Lippe”, situado al norte. También contaba con fortines auxiliares de menor envergadura: el “Fortím de São Mamede”, el “Fortím de São Domingos”, el “Fortím de São Pedro” y, finalmente el desaparecido “Fortím de São Francisco”. Además, hay que referirse a la impactante obra del “Acueducto de Amoreira” para abastecer de agua a la ciudad, con elementos de defensa.

ForteLuzia-06El Forte de Santa Luzia

Construido sobre un otero de 335 m. de altura al sur de Elvas y a una distancia de tan solo unos cientos de metros de las murallas abaluartadas, el fuerte se empieza a construir en 1641 (a raíz de la Guerra de Restauração). Martim Afonso de Melo fue el encargado de iniciar la construcción de un pequeño reducto diseñado por Matías de Albuquerque. Al año siguiente, nombrada por el rey, se da cita en Elvas una junta que reúne los mejores expertos en arquitectura militar del momento en Portugal: João Ballesteros, Lassat, Rozetti, Jan Ciermans (João Cosmander) y Gillot. Estos dos últimos serían los encargados de diseñar las características definitivas del fuerte. Las obras estarían concluidas en 1648.

Santa Luzia Nicolas Langres
Grabado del Forte de Santa Luzia de Nicolas de Langres

Su capacidad defensiva se puso a prueba en octubre de 1658 cuando resistió un poderoso ataque español, comandado por Luis de Haro, al mando de 14.000 infantes y 5.000 caballos, que finalizó con la importante victoria portuguesa en la batalla de Las Linhas de Elvas.

Forte Santa Luzia 1
Vista aérea Forte Santa Luzia

Presenta planta rectangular con baluartes pentagonales. El anillo exterior está formado por una muralla abaluartada de forma estrellada, cuya única puerta se abre al norte, frente a la plaza fuerte de Elvas. El recinto exterior está formado por cuatro baluartes. En el foso se sitúan dos potentes revellines que cubren los flancos este y sur. En el anillo central, de planta cuadrada, se encuentra la Casa del Gobernador, a la que se accede a través de un pequeño puente levadizo. Un túnel, que discurría bajo tierra, comunica el fuerte con el interior de la ciudad fortificada.

El Forte de Nossa senhora de Graça o del Conde Lippe.

HISTORIA

En la colina situada al norte de Elvas, de 404 m. de altura, existía una Ermita construida en 1370, que permaneció hasta 1763 año en que se inicia la construcción del Forte de Graça. La posición estratégica de esta colina que controla desde su altura la ciudad de Elvas, ya se puso de manifiesto cuando en la Guerra de la Restauración en la década de 1650 fue ocupada por tropas españolas al mando de D. Luis Méndez de Haro y Guzmán, que bombardeó la ciudad tras construir un pequeño fuerte rodeando la ermita.

Ya en el siglo XVIII fue el Conde de Lippe, traído de Inglaterra por el marqués de Pombal para organizar el ejército portugués, quien advierte de la peligrosa situación de indefensión que suponía la posibilidad de que tropas enemigas, como había sucedido en 1650, ocuparan esta cota.

Elvas - Forte da Graça.1
Vista aérea Forte de Graça

Las gigantescas obras de construcción del Fuerte se iniciaron en julio de 1763 y continuaron hasta 1792. En 1762 fue realizado un primer proyecto por Luís Gomes de Carvalho y asignada la dirección de obras al Capitán Ingeniero Étienne. Sin embargo, en 1764, Étienne partiría para Alemania, por los se contrata al Coronel de Artillería Guillaume Louis Antoine de Vallaré para continuar la obra.

Vallaré hizo importantes modificaciones al proyecto inicial, aplicando todo lo conocido sobre arquitectura militar de aquellos tiempos, e introduciendo numerosas innovaciones para hacer inexpugnable al fuerte, ya que, en caso de ser tomado por el enemigo, se podría bombardeas a placer la ciudad.

En la gigantesca construcción trabajaron en el fuerte 6 mil hombres. El resultado final fue la construcción de un fuerte con diversos pisos y subterráneos y donde las obras de arquitectura militar se agotaron, como comentó el Príncipe de Waldeck poco tiempo después.

ForteGraça.09
La ciudad de Elvas desde el Forte de Graça

Con la Guerra Civil de 1828 a 1834, el Forte de Graça pasó a ser utilizado como prisión política, más que duplicando su población. Muchos de los espacios que tenían la función de cuarteles y polvorines pasaron a ubicar prisiones que alojaron hasta la revolución de los claveles en 1975 a muchos presos políticos.

A partir de entonces resulta abandonado y comienza un largo proceso de deterioro, que se revierte con una restauración completa que se finaliza en 2015, cuando ya es visitable. En 1910 había sido declarado Monumento Nacional

mapa_02_151002DESCRIPCIÓN

El complejo sistema del Fuerte de la Graça está dividido en tres partes: Reducto Central, Recinto Magistral y Obras exteriores

Reducto Central

El reducto central tiene una cisterna subterránea que sirve de depósito de recogida de las aguas pluviales. Y luego dispone de tres pisos y es defendido por tres órdenes de artillería orientadas hacia el foso secundario y Recinto Magistral. Desde el tercer piso se accede a la Casa del Gobernador.

Fotografías de Antonio García Candelas

Recinto Magistral

Separa las obras exteriores del reducto central, que se encuentra en su interior. Está constituido por un sistema de baluartes conectados por cortinas, delineando una forma cuadrangular. Este cuadrado tiene 145m de lado con cuatro baluartes de ángulo (Santo Amaro, Malefa, Badajoz y Cidade) separados por cortinas. A cada cortina corresponde un revellín que la defiende. En los terraplenes de los baluartes, el recinto magistral tiene diversas casas que en tiempos de paz eran habitaciones de los oficiales y en tiempo de guerra se transformaban rápidamente en cañoneras cubiertas

ForteGraça.06Obras exteriores

Las obras exteriores circundan todo el complejo, compuestas por cuatro contraguardias y cuatro revellines, a los que se adiciona un hornabeque al norte, obra avanzada que defiende el lado más frágil de la fortificación, que fue diseñado con bastante simetría como el restante recinto. Un camino cubierto con cerca de 1700 metros de largo acompaña todas las obras exteriores.

Desde luego si se viaja a Elvas no hay que dejar de visitarlo. Más información sobre el Forte de Graça: http://fortegraca.aiaradc.org/

Aqueduto de Amoreira

En 1537 el rey D. João III encargó al arquitecto Francisco de Arruda -maestro de las obras del Alentejo y autor del Acueducto da Água da Prata de Évora- el proyecto de un acueducto para Elvas, ante la insuficiencia de las fuentes propias, dado el crecimiento de la población.

Amoreira.02El trabajo se ejecutó a cargo de los impuestos cobrados a los pobladores, pero en 1547 las obras se suspendieron debido a la falta de fondos. Hasta 1571 no consiguen reanudarse. Esta segunda campaña de trabajos -dirigida por el ingeniero Afonso Álvares– continuó hasta 1580. La subida al trono de Felipe II de España originó un nuevo parón.

Las obras fueron retomadas en el siglo XVII. En el año 1622 se completó el conjunto, con un recorrido de 12.380 metros, varias galerías que en la primera zona son subterráneas, captando el agua de 11 fuentes diferentes y construyéndose 843 arcos en su recorrido, así como diversos aljibes públicos y privados en el Casco Intramuros.

Moises Cayetano
Foto de Moisés Cayetano

Durante la Guerra Restauração (1640-1668) se convirtió en un obstáculo para la construcción del nuevo conjunto de fortificaciones. Ingenieros militares exponen la posibilidad de demoler el acueducto, pero la ciudad se opuso y finalmente João IV renunció al derribo.

Para sortear las dificultades de abastecimiento de la ciudad durante la guerra el Ingeniero Nicolás de Langres proyectó una enorme cisterna construida en el siglo XVII. Era un modelo “abovedado y a prueba de bombas”, conectado con el acueducto a través de una tubería subterránea, la cisterna -que aún sigue dando servicio en épocas de sequía- tiene 56 m. de largo, 5 metros de ancho y 8 m. de altura.

Los fortines auxiliares

Son obras ya de inicios del siglo XIX construidas por iniciativa del Marqués de Alorna en el marco de las guerras peninsulares. Su objetivo era complementar el sistema fortificado para proteger colinas que podían llegar a ser peligrosas en tiempo de asedio. Así se construyeron los fortines de São Mamede, São Pedro, Santo Domingo y São Francisco (demolido en el mismo siglo XIX).

Frotin Santo Domingo-2
Fortim de São Domingos

En 1810 se levantó el Fortim de São Domingos o de la Piedad, cuyo objetivo era la protección del Acueducto de Amoreira, a cuya sombra se construyó, y defender el acceso a las Portas da Esquina. Es el mayor de los fortines periféricos que defienden Elvas, estaba artillado y dotado de diversas defensas, entre las que destacan los paramentos que le preservaban del fuego cruzado. La planta es de forma trapezoidal, con tres cortinas orientadas al exterior de Elvas.

Frotin San Mamede-1
Fortim de São Mamede

De 1810 a 1812 se construye el Fortim de São Mamede, a 230 m. del Forte de Santa Luzia, con el objetivo de cubrir la amplia vega que se forma en dirección al SE, a 7 km. del Guadiana, que quedaba fuera del ángulo visual del segundo. Dicho fortín estaba unido al fuerte principal mediante un camino cubierto para que la guarnición pudiera replegarse en caso de necesidad, pudiendo sumarse a la de Santa Luzia. La planta es de forma trapezoidal irregular, con tres cortinas al exterior de Elvas.

Frotin San Pedro-3-Editar
Fortim de São Pedro

Finalmente, hacia 1815 se reconstruye el Fortim de São Pedro, sobre la base del construido en el siglo XVII en un otero al SO de la ciudad. También presenta planta en forma trapezoidal, con tres cortinas al exterior de Elvas, rodeado externamente por un foso. Es el más pequeño de los fortines exteriores, que se usó durante un tiempo como polvorín.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: